Jefes policiales presos: “Campagnoli debería citar a Larreta y Ocampo”

19 06 2017

Horacio Rodríguez Larreta y Martín Ocampo

El legislador porteño de Bien Común, Gustavo Vera, anticipó este lunes que hará “una presentación judicial ante el fiscal José María Campagnoli” para llamar a declaración al ministro de Justicia y Seguridad porteño, Martín Ocampo, y al jefe de Gobierno, Horacio Rodríguez Larreta”, en el marco de la causa por que están detenidos Guillermo Calviño y José Potocar.

Vera afirmó que Campagnoli “quiere buscar la verdad de esto y por eso debe llamar a los jefes institucionales de Potocar y Calviño, que son Ocampo y Rodríguez Larreta”.

En su columna habitual en el programa “La Verdad Concreta”, que conduce por radio online Conexión Abierta, el diputado de la Ciudad agregó que también prepara una interpelación al ministro Ocampo en la Legislatura.

“Con el diputado Gabriel Fuks (Corriente Nacional de la Militancia) vamos a tratar de juntar a otros 20 legisladores para llamar a interpelación a Ocampo y así nos explica por qué se encapricharon en nombrar a dos tipos que finalmente cayeron presos por coimeros, cuando algunos legisladores le venían anticipando que tenía antecedentes penales, causas abiertas y que dentro de las comisarías era vox populi que Calviño organizaba la recaudación en la Federal antes y después del traspaso”, precisó.

Vera agregó que eso “merece como mínimo una explicación ante el fiscal Campagnoli” y remarcó que “si se investiga hacia arriba Calviño no puede ser la último estación, sino que deben ser el jefe político que lo designó que es Horacio Rodríguez Larreta”.

El también titular de La Alameda recordó que “hubo reclamos en la Legislatura para que no se los nombrara ni a Potocar ni a Calviño y se designara a un civil siguiendo el mecanismo de la audiencia pública como marca la Ley de Seguridad”.

Esto es muy grave, hablamos de dos jefes de Policía presos, procesados y embargados por coimeros. Tendría que ser la tapa de todos los diarios, pero el blindaje que tienen hace que todo se enmascare, se disimule. Imaginen si en París, Roma o Madrid dos jefes de Policía terminan presos. Es un escándalo. Además, hablamos de dos jefes presos en la Ciudad en una situación de inseguridad creciente”, precisó.

Vera remarcó que “las encuestas que se realizaron en estos días demostraron que la principal preocupación de los porteños pasa por la inseguridad y Rodríguez Larreta no dice nada de eso”.

Por último, reveló que el jefe de Gobierno de la Ciudad hizo el sábado una recorrida por Villa Lugano “y se tuvo que ir rápido por el reclamo de los vecinos”.

“Pero eso no salió en ningún lado, porque el blindaje mediático que tiene provoca que no nos enteremos de esas cosas”, cerró. 





El PRO y aliados avalan despidos de periodistas y que no haya jefe de Policía

9 06 2017

GUSTAVO VERA EN LA SESIÓN

El PRO, Confianza Pública y la Coalición Cívica votaron este jueves 8 en contra de reincorporar a una periodista de la Agencia Télam que fue echada, tras ser perseguida por cuestiones políticas e ideológicas. Tampoco aceptaron que se designe un nuevo jefe en la Policía de la Ciudad luego de la renuncia de José Potocar.

Los proyectos fueron presentados por el legislador porteño de Bien Común, Gustavo Vera, el que hacía mención a la periodista es el que llevaba el número 1969-D-2017 y el de la fuerza porteña el número 1644-D-2017.

El primero de ellos terminó con 21 votos positivos y 31 negativos, mientras que el segundo fue de 22 a favor y 31 en contra, en todos los casos se opusieron el PRO, Confianza Pública y la Coalición Cívica.

EL VOTO DE LEGISLADORES PARA QUE REINCORPOREN A UNA PERIODISTA

“Expresamos la preocupación por el hostigamiento y persecución que hubo contra la periodista despedida Andrea Ximena Holgado. Exigimos el cese de las persecuciones y su inmediata reincorporación, ya que este es un Gobierno que llegó diciendo que respetaba las libertades ideológicas”, indicó Vera.

En tanto, en la otra presentación, el diputado de Bien Común exigió al Ejecutivo porteño que designe un jefe de Policía de la Ciudad, como lo marca la Ley de Seguridad Pública, votada el año pasado, y se termine con el interinato que ejerce el secretario de Seguridad, Marcelo D’Alessandro.

“El tema de la seguridad es el principal problema que tenemos los porteños y la gran preocupación”, sostuvo Vera.

EL VOTO DE LEGISLADORES PARA PEDIR JEFE DE POLICÍA

Sin embargo, al PRO y a sus aliados parece no interesarles el tema de la seguridad ni el nombramiento de un jefe de Policía.





La Legislatura porteña celebra los 15 años de La Alameda

8 06 2017

La Alameda cumple este jueves 15 años de vida y la Legislatura porteña aprobó el reconocimiento a esta ONG que lucha a diario contra la trata de personas, el trabajo esclavo, la explotación infantil, el proxenetismo, el narcotráfico y los delitos vinculados con la corrupción.

Este sábado 10 de junio a partir de las 20:00 se realizarán los festejos en la sede de La Alameda, ubicada en la Avenida Directorio 3998, del barrio porteño Parque Avellaneda, con muchos invitados, entre ellos referentes sociales, económicos y políticos.

El proyecto fue el número 1719-D-17  y lo presentó el legislador porteño Gabriel Fuks (Corriente Nacional de la Militancia) como reconocimiento a la tarea que lleva a cabo la ONG que encabeza su par de Bien Común, Gustavo Vera.

La Alameda nació como la Asamblea “20 de diciembre” del barrio Parque Avellaneda, bajo la forma de una olla popular que se organizó en respuesta al contexto de pobreza y desocupación de la crisis del 2001. 

El 8 de junio del 2002 la Asamblea recuperó el bar llamado “La Alameda”, ubicado en la esquina de Directorio y Lacarra, frente al Parque Avellaneda, y de esta manera la olla popular se transformó en un comedor comunitario al que asisten hoy más de 60 familias.

En 2004 fue declarada de utilidad pública, y por segunda vez en 2007 se dictó la expropiación y se resolvió dar una solución definitiva para la viabilidad y sustentabilidad de los proyectos emprendidos.

A partir de esto, durante 2007 y 2008 el espacio se refaccionó integralmente con una obra de la Corporación del Sur que adaptó el predio para el funcionamiento apto de todos sus proyectos, respetando la fachada histórica del bar por tratarse de un área de protección histórica.

En 2005 se creó la Cooperativa “20 de diciembre”, como fuente de trabajo para los costureros que lograban escapar de los talleres textiles clandestinos, y así comenzó la producción de indumentaria bajo la marca “Mundo Alameda”.

Este proyecto textil sirvió también como semillero para la creación de la Unión de Trabajadores Costureros (UTC) en ese mismo año, a partir de las denuncias de trabajadores textiles víctimas de explotación laboral y de trata de personas en los talleres clandestinos de la industria textil.

La finalidad de esta agrupación gremial es la recuperación del sindicato de costureros para que este cumpla su función originaria de defender los derechos de los trabajadores.

En 2009 la lucha contra el trabajo esclavo se expandió a nivel internacional dando lugar al lanzamiento de la marca global de producción textil libre de trabajo esclavo “No Chains”, que reunió el trabajo de “Mundo Alameda” con la cooperativa tailandesa “Dignity Returns”.

Una inédita alianza entre dos grupos de trabajadores con idiomas, costumbres y creencias distintos pero con un mismo objetivo. Este proyecto incluye hoy la producción en conjunto de cuatro cooperativas del sudeste asiático: Tailandia(Dignity Returns), Filipinas (Defend Job), Indonesia (100% obrero) y Hong Kong(Asociación de Mujeres Trabajadoras de HK).

En ese mismo año la Alameda logró la creación de un Centro Demostrativo de Indumentaria en un predio del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, en el que el Instituto Nacional de Tecnología (INTI) se ocupa de organizar la reutilización social de las maquinarias incautadas a los talleres textiles clandestinos, y en el que hoy funcionan ocho cooperativas.

A su vez, comenzó a funcionar un Mercado de Economía Solidaria ubicado en el barrio porteño de Palermo el cual cuenta hoy con 13 emprendimientos.

Las investigaciones y denuncias se ampliaron al ámbito del trabajo infantil y el trabajo esclavo en el campo, y surgió la necesidad de crear la Fundación Alameda como herramienta jurídica e investigativa para ser querellantes en las causas judiciales. En 2009 se iniciaron puntualmente las investigaciones sobre lo narco-proxenetismo.

Ya en 2012 se lanzó un periódico digital mensual llamado Agenda Oculta.net, con la finalidad de hacer visible una lectura crítica sobre problemas de la realidad social actual que los medios masivos de comunicación eligen no dar a conocer. El acceso a la publicación es gratuito y quienes colaboran con las notas lo hacen de manera voluntaria.

En 2013, junto a la Confederación General del Trabajo (CGT), se lanzó la Campaña nacional contra el trabajo esclavo, y en este marco se denunciaron más de una decena de empresas que ejercen explotación laboral. De esta manera se logró la incautación de maquinarias que fueron luego entregadas en comodato a la comunidad Qom de Formosa, para el desarrollo de un primer emprendimiento textil, el cual se encuentra produciendo indumentaria bajo el nombre “Orgullo Qom” desde julio de ese año.

A su vez, en abril de 2013, se lanzó la Red Nacional Antimafia compuesta por más de 40 organizaciones sociales de todo el país y con el apoyo de organizaciones internacionales. 

La Alameda fue una de las promotoras de este proyecto, con la finalidad de establecer una herramienta que permita tejer una trasversalidad de ciudadanos honestos, de diferentes creencias políticas y/o religiosas, para llevar adelante una lucha material y cultural contra aquella trasversalidad mafiosa que atraviesa las instituciones del país. Hasta hoy se constituyeron los centros de trabajo en Río Negro, Santa Fé, Entre Ríos, y Buenos Aires.

Actualmente, La Alameda sigue funcionando en su local, ubicado en la esquina de Directorio y Lacarra, desarrollando actividades culturales, sociales y políticas.





“El PRO vuelve a favorecer a los bancos”

2 06 2017

 

EN VERDE LOS LEGISLADORES QUE FAVORECIERON A LOS BANCOS

El PRO logró aprobar con amplio rechazo el proyecto de exención a los pases pasivos del impuesto a los ingresos brutos, por lo que una vez más el oficialismo “vuelve a favorecer a los bancos y contribuirá a generar una cada vez mayor vulnerabilidad a la economía nacional”, advirtió el legislador de Bien Común, el partido de La Alameda, Gustavo Vera.

Vera señaló durante la sesión que el proyecto, aprobado con 32 votos positivos contra 25 negativos, “con la actual coyuntura económica permite concluir que esta dinámica es imposible de frenar en el mediano plazo”.

“Es que que las necesidades subyacentes de emisión monetaria continúan presentes, la inflación no cede, y la percepción de atraso cambiario lleva a los inversores a exigir cada vez más altas tasas de interés a estos instrumentos denominados en pesos, lo cual estimula el ingreso de capitales especulativos”, precisó.

El diputado de Bien Común precisó que “teniendo en cuenta el impacto negativo sobre la actividad económica de mantener tasas de interés elevadas y persistentes, y la amenaza sobre la economía real de tornarse insostenible esta dinámica monetaria, es que debería revisarse la estrategia del Banco Central”.

“Plantear la exención de un impuesto sobre la especulación financiera, y en beneficio de continuar con esta política, implica favorecer una estrategia que sólo contribuye a la generación de una cada vez mayor vulnerabilidad a la economía nacional“, añadió.

Vera aclaro que Bien Común había presentado “un dictamen recomendando el archivo del expediente N° 1151-J-2017, por medio del cual el Poder Ejecutivo propicia una modificación del Código Fiscal vigente para incorporar  una exención adicional al régimen impositivo del Impuesto sobre los Ingresos Brutos.

En ese aspecto, amplió: “El método de metas d einflación se funda en suponer que mediante la previsibilidad otorgada por el hecho de que el BCRA anuncia explícitamente su meta de inflación, garantizadas por un Banco Central independiente para usar los instrumentos de política monetaria, a través del monitoreo de la tasa de interés, va direccionando la trayectoria de los precios de la economía. Esta teoría implica suponer la inflación es explicada por causas monetarias. De modo que el Banco Central establece un nivel para la tasa de interés de referencia, buscando influir sobre la dinámica de la inflación y sobre las expectativas del público”.

Sin embargo, Vera explicó que “al elegir como tasa de referencia la del corredor de pases no se tuvo en cuenta que los pases bancarios son susceptibles del impuesto sobre los Ingresos Brutos, por lo que para asegurar la ganancia de los bancos en el intento de que aumenten los montos transados por pases deciden eximirlos del impuesto”.

Asimismo, Vera sostuvo que “no solo no es cierto los aumentos de precios tengan causas exclusivamente monetarias, sino que estabilizar los precios a través de contracciones en el nivel actividad y empleo tiene gravosas consecuencias sociales”.

EL LEGISLADOR PORTEÑO GUSTAVO VERA EN SESIÓN

“El proyecto propone incorporar un segundo párrafo al inciso 1 del artículo 179 del anexo I del Código Fiscal para incorporar a la exención impositiva los ingresos provenientes de las operaciones de pases. Este inciso es el que desgrava a la actividad financiera del Impuesto sobre los Ingresos Brutos y es parte fundamental de las múltiples inequidades del sistema tributario porteño que elige que no aporten los sectores dedicados a la especulación (que ningún impacto reportan sobre la actividad real)”, explicó.

“No  hay motivo para que una jurisdicción local renuncie a su recaudación genuina para eliminar las obligaciones tributarias de los bancos. Y menos aún, para agregar una exención al listado de exenciones que deberían ser eliminados ya del Código Fiscal si realmente creemos en la justicia fiscal. Asimismo, nos resulta imposible respaldar una medida monetaria que tiene como objetivo reducir la inflación a través de ajustar el nivel de actividad”, señaló el diputado porteño.





“La ley de Motoqueros es un mamarracho”

2 06 2017

El PRO y sus aliados aprobaron este jueves en la sesión de la Legislatura porteña la ley que obliga a los acompañantes de los motoqueros a usar chalecos reflectantes con el número de la patente del rodado impreso, una medida que “es discriminatoria, que estigmatiza y es meramente marketinera”, según precisó el legislador porteño de Bien Común, el partido de La Alameda, Gustavo Vera.

La ley fue aprobada en general con 42 votos positivos, 13 negativos y una abstención.

“Esta es una ley marketinera, que estigmatiza y discrimina a los motoqueros. Se toma una resolución que no es más que una cortina de humo, porque no nos presentaron una estadística seria que permita aclarar si los robos en moto son superiores a otros”, precisó Vera.

En ese sentido, el diputado de la Ciudad precisó que el Gobierno porteño “viene a hablar de seguridad y tienen preso al jefe de la Policía de la Ciudad, José Potocar, quien fue designados por ellos mismos”.

“Además, el jefe anterior Guillermo Calviño está separado y hay comisarios presos y otro prófugo”, detalló Vera.

El legislador porteño de Bien Común  remarcó durante la sesión que “si se aprueba esta ley hay que ir a la Justicia porque está llena de cuestiones inconstitucionales” y agregó que “es un mamarracho porque es un grave atropello”.

EL LEGISLADOR GUSTAVO VERA CRITICÓ LA LEY DE MOTOQUEROS

Vera recordó que cuando se quiso aprobar una ley contra los “trapitos” impulsada por el PRO, la oposición fue cuestionada al decir que “era circo y estigmatización”, ya que después “se comprobó que los policía de las comisarías explotaban a esos ‘trapitos’ y hoy hay un comisario preso, un comisario prófugo y hasta el jefe de la Policía de la Ciudad que el Gobierno porteño designó está preso”.

“Hoy nos dan la razón con los ‘trapitos’, porque es manejado por los comisarios. Tenemos a Potocar preso, a Guillermo Calviño separado. Descubrimos que el sistema de ‘trapitos’ es manejado por los mismos jefes de las seccionales . Quieren ocultar todos los delitos que involucran a jefes de la Policía de la Ciudad , que son la principal gangrena, y estigmatizar a quienes conducen motocicletas”, indicó.

Además, ironizó que “con este criterio, hay que ponerle chalecos a los que vienen de la provincia de Buenos Aires, porque muchos robos se producen con personas que vienen de ahí”.

Vera advirtió que el traspaso de 19 mil efectivos de la Policía Federal a la Ciudad se llevó a cabo “sin beneficio de inventario y desde jefe de brigada para arriba participaban de un circuito de recaudación de cajas negras del crimen organizado”.

“Por eso hoy tenemos estas consecuencias, con varios policías presos”, cerró.





Semáforos para la comunidad educativa

18 05 2017

EL CRUCE ARRIESGADO DE IRIGOYEN Y ÁLVAREZ JONTE

El Gobierno de la Ciudad, encabezado por Horacio Rodríguez Larreta,  no solo desoyó el reclamo de los vecinos de los barrios de Versailles, Villa Luro y Monte Castro con la instalación de dos semáforos, sino que también incumplió con la resolución que presentó el legislador de Bien Común, Gustavo Vera,  y que fue aprobada el año pasado de la Legislatura porteña.

En ese sentido, el 5 de julio se aprobó la resolución “para instalar semáforos para peatones en la intersección de las calles Lascano e Irigoyen y en la esquina de la Avenida Álvarez Jonte e Irigoyen.

Sin embargo, el Ministerio de Desarrollo Urbano de la Ciudad, que encabeza Franco Moccia, a través de la Subsecretaría de Tránsito y Transporte, a cargo de Hugo Marcelo Terrile, nunca cumplió con lo resuelto en la Legislatura porteña.

El proyecto, que lleva el número 626/2016 está archivado porque el Gobierno porteño incumple con lo resuelto en sesión y no instaló dos semáforos que se consideran vitales para esa zona, ya que hay un jardín maternal llamado “La Casita del Sol” entre Irigoyen y Álvarez Jonte y no hay semáforo.

PELIGROSO GIRO DE AUTOS DE IRIGOYEN A LASCANO

Asimismo, a una cuadra de allí (Irigoyen y Alcaraz) se encuentra el Instituto Nuestra Señora del Perpetuo Socorro, donde funciona el nivel inicial, primario y secundario, indicaba el proyecto que fue votado por la Legislatura y que incumple el PRO.

Además, por esas esquinas pasan tres líneas de colectivos a gran velocidad, lo que implica un peligro constante para la comunidad educativa a la hora de cruzar.

“Motiva el presente proyecto la necesidad de tomar medidas tendientes a garantizar la seguridad vial, la seguridad de los peatones, y en particular la seguridad de los alumnos de la Escuela Infantil ‘La Casita del Sol’, localizada en Irigoyen 1294 enfrentada a la Av. Álvarez Jonte, en doble mano. Cabe puntualizar que en las esquinas de la calle Irigoyen, las más próximas al establecimiento, no tiene semáforos o un mínimo dispositivo que facilite el cruce de las calles Lascano e Irigoyen, el cruce seguro a ambas veredas de Irigoyen y  entre Irigoyen y Av. Álvarez Jonte”, indicaba el proyecto de declaración.

CRUCE DE IRIGOYEN Y ALCARAZ: A LA DERECHA HAY UNA ESCUELA

Asimismo,  remarcaba que “la falta de semáforos en las esquinas de la vereda de la escuela, así como la amplia capacidad vial de la calle Irigoyen implican un grado importante de inseguridad para los peatones que requieren cruzar –o a la vereda enfrentada de Irigoyen o para cruzar la de Lascano o de la Av. Álvarez Jonte-“. 

“A ellos se agrega el giro libre entre la Av. Álvarez Jonte al noreste de la escuela, que incrementa la inseguridad y se torna en cierta amenaza ante alguna falla de conducción”, cerraba la declaración presentada por Vera para aprobarse la instalación de los semáforos, algo que finalmente se aprobó, pero que sigue sin cumplir el Gobierno de Rodríguez Larreta.





El PRO entrega hasta los adoquines

16 05 2017

La nota del diario Perfil escrita por el periodista Claudio Corsalini respecto al manejo turbio con lo adoquines por parte de la gestión de Horacio Rodríguez Larreta.

 

http://www.perfil.com/sociedad/el-gobierno-analiza-quitar-los-adoquines-de-las-calles-de-la-ciudad.phtml

SOCIEDAD  ESTAN PROTEGIDOS POR LEY

El gobierno analiza quitar los adoquines de las calles de la Ciudad

En los próximos días, el Ejecutivo enviaría un proyecto de ley a la Legislatura para que se permita asfaltar encima o reemplazarlos. Denuncian que se venden online.

13|05|17 00:48

 

Cambio de paisaje. Si bien algunos ya se reubicaron en distintos espacios, organizaciones vecinales aseguran que se sacan porque asfaltar costaría nueve veces menos que repararlos.

Cambio de paisaje. Si bien algunos ya se reubicaron en distintos espacios, organizaciones vecinales aseguran que se sacan porque asfaltar costaría nueve veces menos que repararlos.

Al igual que los rieles de los tranvías, los vagones de madera de la línea A de subtes y los colectivos, los adoquines representan un inconfundible símbolo de porteñidad. Sin embargo, todo parece indicar que tienen sus horas contadas: en los próximos días, el Gobierno de la Ciudad estaría en condiciones de presentar en la Legislatura un proyecto de ley que tendrá como eje el retiro paulatino de los adoquines de unas 5 mil cuadras –el 21% del total de la Ciudad– porteñas. La tarea recaería sobre el Ministerio de Ambiente y Espacio Público.

Pero más allá de su valor nostálgico, los adoquines son patrimonio cultural de la Ciudad, según establece la Ley 4.806/13. Según pudo averiguar PERFIL, el futuro proyecto buscaría “dar mayor poder de decisión” al Ejecutivo para determinar si una calle debe ser asfaltada o no.

Entre las razones que se barajan para impulsar esta iniciativa, distintas fuentes coinciden en destacar la cantidad de parches que presentan algunas calles adoquinadas y la reducción de costos que implica asfaltar una calle, en lugar de reemplazarlos o repararlos: reparar una calle adoquinada sería nueve veces más caro que desparramar asfalto sobre la superficie, aseguran fuentes del sector.  Otro problema que surge es la falta de artesanos especializados o de operarios que sepan cómo colocarlos.

El futuro proyecto de ley contemplaría también un posible destino para los adoquines removidos, ya que la ley vigente no lo especifica. Si bien algunos de ellos ya se reubicaron en plazas y espacios públicos de los barrios Cildáñez y Fátima, en el sur porteño; y en algunas calles de las villas 21-24 y la 31, según varias denuncias de organizaciones vecinales, muchos otros fueron comercializados a través de internet o utilizados en barrios cerrados del conurbano bonaerense.

Alerta. Expertos señalan que, además del valor patrimonial, los adoquines son de gran utilidad para drenar el agua de la lluvia, son reductores naturales de velocidad de los autos y, durante las noches de verano, disminuyen las temperaturas, lo que permite ahorrar energía.

Varios entes y legisladores de la oposición aseguran que la Ciudad resta protección al patrimonio histórico comunal: “Cambiaron la protección a pasajes, cortadas y pequeñas calles (vías terciarias), y las comunas nunca hicieron el inventario que marca la ley”, señala Gustavo Vera, legislador por Bien Común, que pone dos ejemplos concretos: el pasaje 5 de Julio, junto a la iglesia de Santo Domingo, en Montserrat; y San Ireneo, en Caballito, que también es eje de otra polémica con vecinos (ver aparte). “En Montserrat quitaron la arena que existía debajo de los adoquines para poner una cama de cemento. No sólo es un cambio patrimonial, sino que afecta al medio ambiente, ya que disminuye la capacidad de escurrimiento del agua. En San Ireneo, por ejemplo, taparon con asfalto los adoquines. Presentamos un amparo que frenó la obra un tiempo, pero la Justicia dio marcha atrás y la obra siguió”, indica Vera.

Desde el Observatorio del Derecho a la Ciudad, por su parte, señalan que las calles empedradas “siempre fueron un problema para la gestión del PRO en la Ciudad”. Para Jonatan Baldiviezo, titular de la ONG, “no resulta extraño que también se estén retirando los granitos que forman los cordones de las veredas”, que son reemplazados por cemento. “Primero, se toparon con la Ley 65, que protegía las calles adoquinadas que alimentaban a las avenidas principales, con lo que una gran cantidad de arterias ya estaban protegidas. Con la ley siguiente se determinó que la protección alcanza también calles cortas, pasajes y cortadas, con lo que el alcance disminuyó drásticamente”, agrega Baldiviezo.

“Llama la atención la forma de actuar del gobierno, ignorando a las comunas; además de interponer cuestiones de costo o rapidez en las obras sobre las patrimoniales o de cuidado del medioambiente. La Ciudad cada vez está más estandarizada: las calles, plazas, parecen todas iguales. Los barrios van perdiendo identidad”, afirma, contundente, Luis Cúneo, ex integrante de la Junta Comunal 15 y amparista del decreto que logró implementar la Ley 4.806.

Nota de Perfil

El asfalto sumó una polémica al pasaje San Ireneo

Además de la polémica que se generó en torno a la construcción de un complejo edilicio en el pasaje San Ireneo y Rosario, donde antes funcionaba el colegio Santa Rosa, en pleno Caballito, los vecinos no salieron de su asombro cuando vieron que los clásicos adoquines del pasaje fueron tapados por asfalto.

Con un tercio de la superficie de la calle asfaltada, Gustavo Vera (Bien Común) presentó una medida cautelar para frenar las obras. Si bien al principio el juez Víctor Trionfetti falló a favor del amparo a principios de marzo de este año y ordenó “la inmediata suspensión de toda obra vinculada con la remoción, retiro o sustitución de adoquines en toda la traza dela calle”, unos días después la Justicia porteña resolvió no hacer lugar a la cautelar.

El nuevo fallo del Juez Martín Converset, titular del juzgado N° 5 en lo Contencioso Administrativo y Tributario de la Ciudad, rechazó la medida solicitada por Vera por entender que no se acreditó que el pasaje figure en el catálogo definitivo de calles construidas con adoquinado granítico que se encuentren protegidas por su valor patrimonial. Actualmente el pasaje se encuentra asfaltado en su totalidad.